Ante cualquier corrección de la letra, avísenme haciendo un comentario en la letra que necesita corregirse.

sábado, 10 de septiembre de 2011

Dos

Aquí me pongo a cantar
estas palabras de amor,
que supieron del fulgor
de una morocha sin par.
Me tienen que perdonar
toda esta humilde pasión
que fue llanto, desazón,
plenitud ilusionada.
Y ahora canta distanciada,
apurado el corazón.

Sus manos frescas de mayo
me vienen a la memoria.
Sus ojos fueron la gloria
para este pobre uruguayo.
Me iluminan como rayos
los hilos del pensamiento.
Dos líquidos sentimientos.
Las ansias de dos olores.
Dos abrazados sudores.
Dos latires y un aliento.

Sus cabellos de la feria
amansanaban el aire.
No imaginan el donaire
que todo este recuerdo encierra.
Como un tallo de la tierra,
pie descalzo, bailarína.
Su talle de arena fina
recortado en la mañana.
Silueta entera y cercana
sentadita en la letrina.

Y hoy, ¿Que pasó hoy, che?
Hoy me siento libre a su lado.
Siempre hermosa. Luz. Calor.
Y aún mantengo el dolor
de cuanto les he contado.
Su amor por mi no ha acabado,
ni murió, ni huyó con otro.
No se cayo de su potro
ni traicionó su ideal.
Esta morena oriental.
Flor nacida entre nosotros.

1 comentarios:

Anónimo dijo...

la canción más linda del Choncho